Una breve historia en el tren

Amor a primera vista, sintonía de almas, una jugada del destino; donde no hay ganadores, solo dos personas que se perderán de vista en el momento en el que sus trayectos se separen. No se pidieron explicaciones, se hablaban con el alma y se expresaban con sonrisas. La complicidad se respiraba en el ambiente y… Sigue leyendo Una breve historia en el tren

Anuncios

No te admiro

No me nace admirar el ego de nadie, me da lo mismo si eres reina, modelo, actriz... será que te veo tan normal.. tan humana, que supongo que en tus ratos libres quizá llores el vacío que te dejan tantas noticias y likes sobre ti. No me esclavizo pensando si eres mas guapa o mas… Sigue leyendo No te admiro

¿Quién tiene la respuesta?

No se necesita comprender que para ser feliz solo basta querer serlo, que para ser único es necesario aceptarse y amarse, la esencia de cada uno es infinita y no permite repeticiones, se hace una vez, una sola pieza que debe enfrentarse a la vida con entereza, coraje y valentía, sin dejar a un lado… Sigue leyendo ¿Quién tiene la respuesta?

Dentro de su máscara

Ella está vacía, cree que vale porque lleva el rostro maquillado de mentira. Camina y se mira en la ventana de aquella oficina para sentirse segura con su reflejo, es entonces cuando admite que tampoco le gusta lo que ve, tal vez no se ha mirado por dentro, eso es muy difícil de admirar cuando… Sigue leyendo Dentro de su máscara

Ya no tengo miedo, ésta soy yo…

Ya no tengo miedo, pareciera como si el viento se lo hubiera llevado. Hay momentos en los que quisiera entender cuándo fue el día en el que caí en un abismo donde todo era  etéreo, lejano... pero entonces, es cuando parece que no hay nada que comprender y mucho por recorrer. Me he dejado llevar… Sigue leyendo Ya no tengo miedo, ésta soy yo…

A ti, señorita pudor…

A ti, a la que se esconde detrás de un velo de hipocresía. A ti, que se sumerge entre las sábanas de un sueño erótico inalcanzable. A ti, que no te dejas sentir; que mueres al amanecer en tu mundo de falsa ideología y revives a la hora que cae la noche y cierras los… Sigue leyendo A ti, señorita pudor…